Core Training

“Core” significa núcleo, y hace referencia a la región abdominal y lumbopélvica. De esta zona sale toda la energía y control del cuerpo. Muchas disciplinas parten de este principio, así que uniéndolas, core training combina ejercicios de:

-Pilates, como entrenamiento físico y mental uniendo el dinamismo y la fuerza muscular, la respiración y la relajación. Emplear la mente para controlar el cuerpo, pero buscando el equilibrio y la unidad entre ambos. El método se centra en el desarrollo de los músculos internos para mantener el equilibrio corporal y dar estabilidad y firmeza a la columna vertebral, por lo que es muy usado como terapia en rehabilitación y para, por ejemplo, prevenir y curar el dolor de espalda

-Hipopresivos: trabajo de expansión costal, elongación y de mejora del estado del suelo pélvico y de la gestión de la presión intraabdominal. (Para más información, pincha en la pestaña específica de hipopresivos)

-Tonificación: para ganar fuerza muscular y resistencia en todo el rango de movilidad articular. No es necesario que levantes grandes pesos para hacer crecer los músculos para lograr tonificar. Sino, que lo que debes de hacer es activar y desafiar al sistema muscular suficientemente, de modo de modificar el estado neuronal que regula el tono en reposo. Algunos de los beneficios físicos que aporta son: mejora postural, aumento de la resistencia, aumento de energía, facilitar la recuperación, porque el músculo es una reserva de elementos necesarios en las convalecencias. Además evita la apariencia de flacidez, mejora tu aspecto general, aumentas el consumo energético, con lo que se estimula la reducción de grasa, regula las funciones biológicas de tu cuerpo y potencias la base de la salud

-Ejercicios propioceptivos: para trabajar la capacidad que tiene el cuerpo para detectar el movimiento y la posición en las articulaciones. Definido de otra forma, es el sentido de la percepción de la postura y el equilibrio. Previene lesiones, evita recaídas y ayuda en el proceso de rehabilitación de las mismas.

-Estiramientos: para elongar y relajar la musculatura después de los ejercicios. Dentro de los tejidos blando habría que diferenciar entre los que tienen capacidad contráctil (tejido muscular) y no-contráctil (ligamentos, cápsula…). Los beneficios de los estiramientos son:

  • Mejorar la flexibilidad, resistencia (fondo muscular), y fuerza muscular.
  • Reducir de las molestias y dolores musculares.
  • Mejorar la movilidad muscular y articular.
  • Movimientos musculares más eficientes y fluidez motora.
  • Mayor capacidad para ejercer la fuerza máxima a través de un rango de movimiento más amplio.
  • Mejorar el alineamiento corporal y la postura.
  • Mejorar el calentamiento y enfriamiento en una sesión de ejercicios.
  • Evitar lesiones.

Todas estas técnicas trabajan a través del control corporal, la respiración, la correcta alineación de las articulaciones y teniendo en cuenta las necesidades de cada alumno. Todos los ejercicios se pueden adaptar y modificar. También es muy útil para la prevención y recuperación de lesiones, sobre todo de espalda.

Anuncios